miércoles, 11 de abril de 2007

SE BUSCAN ALUMNOS

Al menos a mí, me produce cierta pena ver a la universidad convertida en un mercado de oferta de títulos.
El descenso en el número de alumnos que comienzan estudios superiores, unido a la proliferación de universidades en las últimas décadas, ha provocado esa constante venta del producto en sus variantes más diversas; entre ellas, la visita a domicilio.

Ayer pasó por nuestro Instituto el autobús de una universidad con ese fin: mostrar todo lo que ofrece e intentar captar el mayor número posible de clientes. Puede parecer fuera de lugar la expresión cliente para referirse a un futuro alumno universitario, pero esa es la realidad: se oferta un producto, del que hay que mostrar sus méritos para ganarse el favor de los posibles usuarios.

Porque, de las explicaciones recibidas en el Bus, únicamente se desprenden bondades: todo es perfecto, agradable, divertido... Se habla algo -muy poco- de que la universidad es un lugar para formarse intelectual y culturalmente, y sí se mencionan con más énfasis los clubs y asociaciones existentes, o el ambiente que reina en la zona de pisos universitarios de alquiler, donde nadie controla al usuario y éste regresa cuando quiere...

Por suerte, la mayoría de los alumnos de segundo de bachillerato tienen la madurez necesaria para detectar las trampas que tienden estos modernos vendedores de cultura.

Y, ahora que se acerca el momento de decidir, las ofertas se acumulan. Dentro de unos días acudiremos a hacer una visita (la única que organiza mi Instituto) a la universidad más cercana, que es a la que acudirá la mayoría de mis alumnos el curso próximo.

Llega la hora de elegir. Y hay que desearles, más que suerte, acierto.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo con lo que dices. En lo que llevo de curso he ido a visitar dos universidades (no voy a decir el nombre por respeto) y otras dos más han acudido a mi centro para lo mismo.
En estats visitas se limitan a "vendernos" su universidad con palabras bonitas, pero en ningún momento se nos informa de lo que nos ofrecen, si no que se limitan a darnos una serie de paginas webs para que busquemos la información que en este curso todos necesitamos desesperadamente.

Creo que como yo muchos son los jóvenes que necesitamos ayuda, no se trata de una decisión que se pueda tomar a la ligera y por eso necesitamos información.

No estoy de acuerdo con lo que hacen estas universidades, ya que lo unico que consiguen es "liar" a los posibles alumnos con las supuestas ofertas que nos hacen de sus universidades. Bueno siento haberme alargado tanto, aquí dejo mi humilde opinión.

Besos Luís.

Dánae

santi dijo...

Igual peco de inocente, pero quiero pensar que no hay simpre un mero interés superficial por captar alumnos-clientes. Algunas facultades -suelen ser las de letras-, acuden a dar charlas a los centros de secundaria sólo previa solicitud, es decir, si hay "demanda". Aparte de las visitas puntuales al campus universitario, que sirven más bien para percibir el ambiente y acabar de motivarse, existen además ferias educativas interesantes donde universidades públicas y privadas, empresas y centros con ciclos formativos muestran el amplio abanico de posibilidades.
Es cierto que de la desinformación total de otras épocas hemos pasado al bombardeo, y en ocasiones a una deliberada manipulación, de la información. Los consejos de amigos o profesores sigue siendo fuente primordial, creo.

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo. Los alumnos no saben qué criterios usar para elegir: está más cerca, hay mejor ambiente.... No se habla en las reuniones informativas de los diferentes enfoques de una carrera y cosas como las salidas posteriores y el prestigio acaban siendo subjetivas. Pitufo

Magister-Διδασκαλος dijo...

Dánae y Pitufo:
gracias por vuestro comentario.
Santi:
Claro que hay verdaderas orientaciones en algunas de esas sesiones. Y yo conozco casos en ese sentido. Pero, por desgracia, también es cierto que el ambiente es de cierto 'mercadeo'. Como siempre que se afirma algo, se es injusto con alguien. Gracias por tu colaboración.