sábado, 23 de septiembre de 2006

AULAS (aparentemente) LLENAS

Ni el profesor de la foto soy yo, ni esos son mis alumnos, ni las instalaciones son las de mi Instituto. Pero la imagen puede servir como contraste a lo que escribí hace bien poco sobre las aulas vacías.

El panorama ha cambiado y las aulas están ahora llenas. ¿Lo están de verdad?

En la ESO que aún sufrimos, las aulas suelen estar llenas, pero de demasiados cuerpos presentes. Y el hecho de estar llenas puede suponer más un riesgo que otra cosa. Todo gracias a la anti-pedagogía que impera desde que la LOGSE aterrizó en nuestro sistema educativo. La EGB y el BUP no serían ninguna maravilla, pero no íbamos entonces a la cola de los países europeos en lo que a aprovechamiento académico se refiere.

Viene esto a cuento porque, año tras año, voy viendo lo desguarnecidos que llegan los alumnos que comienzan el bachillerato, no ya de conocimientos -que también-, sino sobre todo de destrezas, de habilidades intelectuales, de herramientas para el aprendizaje. Que conste que suelen venir con la mejor disposición del mundo, pero parece que darles armas para enfrentarse a sus nuevos retos no figuraba en los planes de la LOGSE.

No me quejo en absoluto del paciente profesor de ESO ni, por supuesto, del abnegado maestro de Primaria, sino de un sistema que prima lo que no hace falta primar (el aula-guardería de adolescentes, llena de actividades lúdicas para que no molesten y se les haga más llevadera su aburrida estancia hasta los 16 años), y obstaculiza el normal desarrollo de muchos alumnos que sí están dispuestos a aprovechar la oportunidad que se les brinda.

Me ha llegado noticia de nuevos libros que abordan el tema, y que vienen a sumarse a otros aparecidos anteriormente. El clamor entre los profesionales es casi unánime, pero nuestros políticos siguen empeñados en mantenella y no enmendalla. Y, en vez de arreglar las cosas en sus orígenes, van aprobando chapuzas en forma de personal suplementario, atención psicológica, mediación escolar, unidades de adaptación curricular, aulas abiertas... y un sin fin de inventos para disfrazar el desastre... sin conseguirlo.

Y ahora llega la LOE, con la que tampoco nos hacemos demasiadas ilusiones: todo indica que seguiremos con remiendos de similar estilo.

O sea, que las aulas seguirán estando llenas... tan sólo en apariencia. Es decir, que habrá que seguir supliendo con ilusión y ganas unos déficits que ya huelen a crónicos.

...Y NO OLVIDEN LOS LECTORES QUE FALTAN 4 DÍAS.


3 comentarios:

Anónimo dijo...

eiiiiiiii profe!! soc una d les teves "alus"...

Doncs bé, respecte al teu comentari..què dir-te? Suposo que sí, tens tota la raó del món, perquè jo mateixa en sóc conscient de que el nivell que portem tots no és que sigui brillant, però fem el que podem.

I sí, durant els meus 4 anys que vaig estar cursant la ESO vaig conèixer a força gent de cuerpo presento y mente ausente...però també és cert que ara, al batxillerat, tots estem més pel que ens toca i som conscients de que aprendre és important.

Apa aquest és el meu primer comentari, ja n'aniré fent més!

records per tota la classe!

Anónimo dijo...

eiiiiiiii profe!! soc una d les teves "alus"...

Doncs bé, respecte al teu comentari..què dir-te? Suposo que sí, tens tota la raó del món, perquè jo mateixa en sóc conscient de que el nivell que portem tots no és que sigui brillant, però fem el que podem.

I sí, durant els meus 4 anys que vaig estar cursant la ESO vaig conèixer a força gent de cuerpo presento y mente ausente...però també és cert que ara, al batxillerat, tots estem més pel que ens toca i som conscients de que aprendre és important.

Apa aquest és el meu primer comentari, ja n'aniré fent més!

records per tota la classe!

Magister-Διδασκαλος dijo...

N'estic molt content de que "esteu pel que toca"... Si és així, durant el curs gaudireu de la satisfacció de veure que l'esforç val la pena.
Una salutació i fins demà.